Echaba de menos Pradolongo

Han sido ocho entrenamientos por Mojácar con una temperatura no muy elevada, sobre los 25º, pero con una humedad bestial. No estoy acostumbrado a correr con tanta humedad, no voy fino, excesivamente mojado. Mira que sudo en condiciones “normales”, pues en Mojácar, la repera. Ya echaba de menos la sequedad de Madrid y las sombras del Parque de Pradolongo.

No he madrugado mucho después de venir ayer de viaje. A eso de las 10:30 salíamos para el parque. Estaba bastante desierto, se nota que mucha gente está fuera de Madrid y daba gusto correr por allí, disfrutando de la sombra, del frescor en algunas zonas y del agua fresquita de las fuentes. Me ha parecido maravilloso el reencuentro, ¡cuánto echaba de menos al parque! La única pena es que el parque estaba lleno de mierda de los residuos que dejan los fines de semana los que allí se reúnen. Visto lo visto, el ayuntamiento debería dejar unos contenedores para que puedan arrojar tanta basura.

pradolongo-2009
Parque de Pradolongo

Tampoco era día de machacarse, más bien de disfrutar, así que excepto en un par de cuestas, nos hemos tomado el entrenamiento con mucha tranquilidad, totalizando 10 km en 53:45 @ 5:23 min/km.

Dice Garmin Connect que la humedad relativa era del 53%, ¡así da gusto correr! Eso sí, teniendo la precaución de parar de vez en cuando en una fuente a hidratarse.

Indicar que me he traído un par de kilos de las vacaciones. Hoy la báscula marcaba 70,5 kg. Uno trata de controlarse durante las vacaciones y nada. Ahora toca rebajar ese exceso.

Anuncios

2 pensamientos en “Echaba de menos Pradolongo

  1. Luis

    Me cruce con vosotros dos, lo hago mucho…. Y francamente me gustaría correr a vuestro lado…. Pero no podría seguir vuestro ritmo…

    1. correresmireligion Autor de la entrada

      Hola Luis:

      Dinos algo por lo menos. Seguro que puedes venir con nosotros, si íbamos muy tranquilitos.

      Saludos.

Los comentarios están cerrados.