Me hubiese gustado que fuese por la tarde

Hoy he salido a correr por la mañana. No es un día festivo. Tampoco estoy de vacaciones. La razón es que mi madre está en el hospital porque ayer la operaron de la cadera. Así que he salido pronto a correr y rápido para el hospital a sustituir a mi hermana y quedarme allí todo el día para pasar la noche con ella.

He salido solo, ya que mis compañeros sí salían por la tarde y me he bajado al río, que llevaba bastante tiempo sin ir y la verdad es que resulta un circuito muy agradable, sobre todo ahora por la mañana que la temperatura es, por lo menos, diez grados más baja. Y yendo por la sombra de los árboles, mucho más.

Aunque llevaba algo deprisa, la verdad es que tampoco tenía las piernas para apretar mucho, por lo que he ido a un ritmo intermedio, sobre los cinco minutos el kilómetro. Intermedio para mí, que para algunos les parecerá deprisa y otros opinarán que es un simple regenerativo.

Pero bueno, tan feliz que iba pensando lo bueno que es el correr como válvula de escape. Cuando tengas la cabeza a punto de estallar: sal a correr o haz algún tipo de actividad física. Es increíble los resultados.

Tampoco era cuestión de hacer muchos kilómetros, que no estoy preparando nada, por lo que he realizado únicamente 12 km en un tiempo de 1:02:00 @ 5:10 min/km. Curiosamente el tiempo no coincide con el que marca el cronómetro que es de 1:01:55. NPI.

Hoy me he subido a la báscula y marcaba 68,7 kg, bajando de 69. A ver lo que dura, que las vacaciones están cerca.

Anuncios