Menos da una piedra

Hoy tenía pensado hacer un día de calidad. Quizás unos cuantos miles, quizás cuatro o cinco kilómetros a umbral; sin embargo, por unos motivos o por otros, no he hecho lo que he pensado. Todo lo contrario, sobre la marcha he decidido hacer unos cuantos kilómetros más que posiblemente no pueda este fin de semana. Así que nada de calidad y sí tirada larga a ritmo fácil.

Como el martes pasado, hoy también hacía calor, mucho calor. Y todo el rato de charla, que si pitos, que si flautas, que si parada en la fuente. Total que hemos acabado las dos vueltas al trote cochinero. Es ahí cuando he decidido acompañar a Emilio y darme un garbeo por Parque Sur para hacer algún kilómetro más.

Mientras iba haciendo esos kilómetros extras se me ha pasado por la cabeza hacer un kilómetro a tope, para ver cómo respondían las piernas. He calculado que a 4:00 no estaría mal, por lo que he intentado ir a ese ritmo. Así que cuando llevaba algo más de 12 km me he puesto a tope y he hecho ese kilómetro rápido en 4:02 que no está mal. No es que sea gran cosa, la verdad, pero menos da una piedra.

Al final casi se me hace de noche, ya que he hecho los 15 km en 1:21:29 @ 5:26/km. De nuevo un ritmo tranquilo y facilón.

Anuncios